Notas de acontecimientos

“Venezuela somos todos”

de Manfredo Steffen
El lunes 29 de mayo tuvo lugar en la oficina de la KAS el coloquio "el Mercosur frente al desafío venezolano" con la presencia de los diputados del Parlasur Marialbert Barrios (Venezuela) y Claudio Romero (Argentina).

“Te regalo esta piedra del muro de Berlín que pudimos derribar. Que sea el símbolo de que si lo logramos nosotros también ustedes van a lograr salir de la dictadura”. Así recordaba la diputada Marialbert Barrios el emocionante encuentro con un diputado alemán que le relataba la experiencia alemana de superación de la dictadura.

El testimonio de Marialbert Barrios fue dramático y cargado de esperanza a la vez: “La defensoría está al servicio del régimen y permanece silenciosa frente a los 58 muertos en las calles. La situación sanitaria así como la inseguridad de la población es alarmante.”

La diputada afirmó que las instituciones fueron secuestradas para evitar el referéndum revocatorio y las elecciones libres y aumentar aún más las facultades del presidente Maduro. Pero a pesar de esto el pueblo venezolano optó por la vía de la protesta pacífica. “El gobierno tiene miedo porque sabe que finalmente el poder soberano reside en el pueblo”, explicó.

“Aunque arresten e inhabiliten a los líderes de la oposición, la lucha sigue. Necesitamos una asamblea que hable por el pueblo”, continuó la diputada opositora.

Para finalizar y dirigiéndose a los venezolanos presentes, Marialbert expresó que “Venezuela va a salir de esto y los venezolanos que viven en el extranjero van a volver a su país”, lo que generó el aplauso de los asistentes.

“También en Argentina decían que era imposible ganarle al populismo y se pudo”, afirmó el diputado argentino Claudio Romero al comienzo de su intervención.

Respecto al Mercosur el experimentado diputado afirmó que la entrega de parte de la soberanía para la construcción de una institución supranacional sirve si se es consecuente con la defensa de las instituciones del estado de derecho. “El Mercosur debe demostrar que está a la altura de estos desafíos”, afirmó Romero.

La conducta del gobierno venezolano frente a las manifestaciones fue duramente criticada por Romero. En Argentina no tuvimos este nivel de violencia y pudimos proceder mediante las urnas. Pero si nos arrebatan las urnas el pueblo debe existir sus derechos en la calle, siguió Romero. Toda la región debe estar atenta a la evolución de los acontecimientos en Venezuela para evitar la escalada.

Con respecto a la Argentina, Romero relató el aprendizaje de errores del pasado y la lenta construcción de la confianza de la ciudadanía en los políticos. “Con el tiempo se verá que decimos la verdad” dijo Romero que culminó su intervención declarando que “Venezuela somos todos”.

S

iguió un intenso intercambio con los cerca de los 40 asistentes al encuentro. Entre ellos, numerosos venezolanos reflexionaron sobre los desafíos de la reconstrucción democrática y denunciaron la dramática situación de su patria. Una de las preocupaciones repetida fue el papel de las fuerzas armadas venezolanas, que deben se definidas como una institución pública y no al servicio de cualquier interés particular. “La libertad y la igualdad no deben ser vistas como opuestas sino como complementarias una de la otra”, afirmó un asistente. En general, el desafío del momento parece ser la construcción de políticas públicas en oposición a las populistas o dependientes del carisma de un líder particular. Los partidos políticos están llamados a jugar un papel importante en esta construcción.

“Los partidos políticos construidos en situaciones adversas seguramente serán los que tengan la fortaleza necesaria para esta tarea”, afirmó la directora Kristin Wesemann en sus palabras finales.

Compartir