Notas de acontecimientos

Coalición gana las elecciones presidenciales en Panamá

El 4 de mayo de 2014 el pueblo panameño votó por sus representantes en las elecciones presidenciales, parlamentarias y locales para los próximos cinco años.

También se eligieron los diputados del Parlamento Centroamericano, PARLACEN. Juan Carlos Varela, el candidato de la coalición ciudadana “El Pueblo Primero”, entre el conservador Partido Panameñista y el Partido Popular cristiano- demócrata, obtuvo 39,1% de los votos, y así derrocó en primera ronda a sus dos competidores más fuertes, José Domingo Arias por el Cambio Democrático y MOLIRENA, con 31,4% y Juan Carlos Navarro del Partido Revolucionario Democrático, con 28,1%. Estos resultados se traducen en la destitución del partido Cambio Democrático en el gobierno.

En total, 1.855.166 ciudadanos/as panameños/as hicieron uso de su derecho a votar, lo cual equivale a una participación electoral de 76,75%. Ninguna casa encuestadora pudo preveer el resultado tan inesperado de las elecciones. Las principales razones para el triunfo de Varela parecen ser la buena organización de su propaganda electoral y el deseo de una mayoría de la población de un cambio en el gobierno.

Con excepción de los pueblos indígenas (11% del total de la población), el empresario ganó en casi todas la demás provincias. Su demanda de una disminución de los costos de alimentación respondió a la continua desigualdad en el país, en el cual no todos parecen beneficiarse del fuerte crecimiento económico. De ese modo, el presidente electo promete continuar con los programas sociales y de infraestructura de su antecesor. Otros proyectos de reforma son el fortalecimiento del sistema jurídico y planes de descentralización, que serán liderados por los ministros del Partido Popular, a su vez encabezados por Miltón Henríquez, presidente del PP y nuevo ministro de gobierno.

En las elecciones locales, el resultado más importante es la victoria de la alcaldía de la capital por José Isabel Blandón, del Partido Panameñista.

El resultado de las elecciones en Panamá afirma nuevamente el continuo y pacífico cambio del poder en la Democracia Panameña.

Compartir